En fotos: diafragma “muerde” pene para evitar violaciones

Esto nos recordó a una película que se llama Dientes. Si la han visto, están cerrando los ojos, tratando de escapar de las imágenes de penes cortados de raíz.

 

Es de dominio público las terribles estadísticas por el cielo de violaciones ocurridas en Sudáfrica. Poco han podido hacer las autoridades para frenar este asunto así que una doctora tomó cartas en el asunto creando un “aparatito” para que se haga justicia en el acto.

Rape-Axe (traducido al español como “hacha de violación”) es un condón que se coloca en la vagina como harían con un diafragma o un tampón. Hasta aquí todo normal. La curiosidad de este condón es que está “decorado” con un sistema de ganchos que atrapan el pene y le hacen daño.

“El Rape-Axe funciona como un mordisco y genera heridas al miembro del violador ante cualquier acción para sacarlo. De hecho, el hombre no podrá, por ejemplo, orinar. Sólo un médico tendrá la capacidad de retirarlo.”

La genio detrás de esto es Sonnet Ehlers, doctora que fue inspirada por una víctima de violación que dijo: “Si hubiera tenido unos dientes ahí abajo…”.

Este aparato funciona, por supuesto, también como condón previniendo enfermedades o embarazos y no causa ningún daño a la vagina.

Como que no vieron Dientes pero llegaron a la misma conclusión.